domingo, 16 de junio de 2013

Shakespearean Ending




No se ganar, no se perder, no se decir adiós, no se porque. No quiero verte en escena, tu show apesta. No quiero dar pena ni perder la siesta.

No existen los finales felices, no hay una canción q no abrigue una ilusión, no existe un remedio, una receta que saque la mierda de tu corazón.
Tenedor y cuchillo para el banquete, y cuerda floja al por mayor. 
La balanza siempre hizo lo que quiso, el equilibrio va al circo desde chico y yo no voy. 
Me gustaría tener una cita y encontrarnos en algún lugar… quiero conocerte y conocer tu suerte dame una chance, no me des la espalda, no me dejes esperándote maldita paz. No quiero festejar las boludeces, no quiero aferrarme a lo normal. Déjame por mucho que te pese, tirada en algún lugar, justo y tal cual me encontraste, no me jodas no preguntes, mejor no puedo estar. Que feliz me hace escucharte a veces, q deleite para mi imaginación, mi cabeza se revienta las imágenes en las que no te encuentra a vos. Y es que sabe que al final tiene miedo de que sean ellas todo lo que de vos le va a quedar. 


La puta madre que asco la espera, no te asustes no te estoy gritando a vos. Quien te manda a prestarme atención, a hacerme caso… no tengo nada para dar por eso soy lo que doy.


No me busques no me encuentro, no es el centro de la angustia mi dolor. Hay una nube en mi ventana, hay un viento sin dirección, hay agua sucia humedeciendo mi colchón. Hay agujeros en el techo y un viejo en el rincón. 

Hay una conciencia tranquila porque ha perdido la memoria y la razón.


Mi mano aprieta fuerte las cenizas, fuego muerto de quien sabe que historias. Dale cuerda al muñeco mongólico, que se quedo atascado otra vez, no tiene ojos, viste harapos y en la alfombra… escucha las risas vivas del ayer.


No me olvido lo que sueño cuando duermo, no me acuerdo lo que acabo de escribir, no me dejes oliendo en el frío aquello que dijiste y lo que no te di.


Si fuera usted tan amable viejo choto del rincón, de apagar las luces y bajar el telón,  así termina la obra como en Shakespeare, con la muerte del actor.
The end

No hay comentarios.:

Publicar un comentario